Emprender en fisioterapia

Hace mucho que salí de la facultad y es cierto que salvo contactos esporádicos con algunos compañeros que se dedican a la docencia y algunas charlas que he impartido, he perdido el contacto directo con las aulas y no se si en la actualidad se hace más hincapié en los aspectos comerciales de la profesión puesto que en la época en la que yo estudié, en la carrera de fisioterapia no había tiempo para tocar estos asuntos. No se como está el tema ahora, pero espero que en los comentarios de este artículo me ayudéis a hacerme una idea.

¿qué significa emprender?

Últimamente se habla mucho de que la salida a la situación laboral en España está en los emprendedores, pero qué significa exactamente emprender en fisioterapia. Emprender es básicamente tirarse al río y comenzar a nadar solo, dejar de buscar la “seguridad” de trabajos asalariados y animarse a montar tu propio negocio.

Tradicionalmente han existido dos opciones a la hora de intentar ganarnos la vida con esto de la fisioterapia, la primera era hacer unas oposiciones o buscar trabajo en alguna clínica, la segunda era montar nuestra propia clínica después de haber pasado un tiempo trabajando para otros o con la camilla portátil atendiendo a familiares y amigos en sus casas.

La primera opción es cada vez más complicada y por eso muchos compañeros terminan emigrando a Francia o Italia países en los que nuestra profesión es más conocida y reconocida por los pacientes.

La segunda opción, montar una clínica es la elegida principalmente por aquellos que tras unos años de trabajo a domicilio, en mutuas, hospitales u otras clínicas de fisioterapia. Deciden dar el salto y montar su propio negocio. Esta aventura no es nada fácil y así lo reflejan varios compañeros que nos cuentan sus experiencias en los siguientes artículos:

Fisioterapia Santa Cruz 

Fisioterapia Vicente Lozano 

En clave de fisioterapia

Lo que cuentan estos compañeros en sus distintas experiencias viene a ser lo siguiente. Montar una clínica uni-personal, con un alquiler pequeño tiene un coste aproximado de 18-20 mil euros al año sin tener en cuenta el sueldo del fisioterapeuta que dependerá de los beneficios.
fisioterapeuta preocupado

Una cosa que me ha resultado muy curiosa en los tres artículos es que ninguno de los compañeros ha tenido en cuenta la inversión en publicidad. Todos ellos confían en que nada más abrir la puerta los pacientes comenzarán a entrar y repetirán siempre dado que ellos son grandes profesionales logrando un boca a boca maravilloso.

En este caso nuestra experiencia no es esa, es cierto que el boca a boca va a ser un pilar fundamental en la llegada de nuevos pacientes, pero sin una adecuada inversión en publicidad es prácticamente imposible arrancar un negocio y mantenerlo en el tiempo.

Nosotros empezamos hace más de 14 años con una idea de negocio muy similar solo que nosotros apostamos por crear un servicio de fisioterapia a domicilio que nos permitía disminuir los costes fijos de manera muy considerable. Aún así pasamos más de tres años hasta conseguir una cartera de pacientes que nos permitiese comenzar a rentabilizar el negocio. En ese momento nuestros presupuestos en publicidad eran ridículos y el boca a boca tardaba en funcionar, internet todavía no era lo que es hoy y dar a conocer tu negocio resultaba muy complicado.

Tras muchos años y muchos euros invertidos en publicidad, vamos aprendiendo y conseguimos optimizar cada euro invertido en publicidad para sacarle rendimiento. Aún así cada día hay que investigar nuevos canales y tratar de llegar a más gente para que conozcan nuestros servicios.

Es básico realizar un gran trabajo de fisoterapia y darle el mejor servicio posible a los pacientes, pero sin un apoyo de marketing para visualizar todo eso, estamos condenados a un crecimiento muy lento de nuestro negocio.

Si queréis saber cual es nuestra propuesta para ayudaros a emprender no dudéis en contactar con nosotros, puesto que hemos desarrollado un sistema propio para que empecéis vuestra andadura profesional con mucho camino andado.