Hidroterapia, otra forma de hacer fisioterapia

Ha empezado el verano y el buen tiempo, y somos muchos los que disfrutamos de las piscinas. Pero sabías que existe una especialidad en la fisioterapia que utiliza las ventajas del agua para el tratamiento de algunas afecciones. Esta es la Hidroterapia.

El término hidroterapia se deriva de las palabras griegas hydros, agua, y therapeia, curación. No existen datos concretos sobre cuándo se utilizó por primera vez el agua con propósitos de curación, pero se sabe que Hipócrates (460-375 a. C) empleó agua caliente y fría en el tratamiento de algunas enfermedades. Los romanos utilizaron ampliamente el agua con fines recreativos y curativos.

Pero no fue hasta 1930, en Inglaterra, y basado en estudios realizados sobre los efectos fisiológicos del agua en los tejidos; que los centros de tratamiento de hidroterapia son manejados por fisioterapeutas formados.piscina hidroterapia

La terapéutica en la piscina es un método útil de tratamiento para muchas enfermedades, y su popularidad ha aumentado en los últimos años. Aunque existen algunas desventajas, el tratamiento tiene muchas ventajas en comparación con otras formas de ejercicios.

Las patologías en las que un paciente puede obtener beneficios adicionales con el tratamiento de hidroterapia son:

  1. Enfermedades neurológicas (Parálisis Cerebral, Daño Cerebral adquirido, lesiones medulares, esclerosis múltiple, polineuropatía)
  2. Enfermedades reumáticas (osteoartrosis, artritis reumatoide, espondilitis anquilosante)
  3. Traumatismos óseos (fracturas, luxaciones, post-operatorio de columna y articulaciones)

Es muy importante una valoración por parte del fisioterapeuta quien determinará si el paciente es candidato y se beneficiará con el tratamiento en piscina. Algo importante es que dicho tratamiento no se puede realizar en cualquier piscina recreativa, debe ser una piscina terapéutica.

En una piscina terapéutica  el agua debe estar a una temperatura entre 29º y 30º, poseer escaleras con barandilla para acceder, un montacargas, barras paralelas dentro de la misma y barandas de apoyo en el borde. Además contar con una serie de flotadores que el fisioterapeuta empleará de acuerdo a los ejercicios y necesidades del paciente.

Los efectos terapéuticos del ejercicio en agua son:

  1. Mejorar el dolor y el espasmo muscular
  2. Conseguir una mayor relajación
  3. Mantener o incrementar la amplitud de los movimientos articulares
  4. Reeducar los músculos paralizados
  5. Fortalecer los músculos débiles y desarrollar su resistencia
  6. Favorecer la marcha y otras actividades funcionales y recreacionales
  7. Mejorar la circulación así el estado trófico de la piel
  8. Proporciona al paciente ánimo y confianza para llevar a cabo sus ejercicios, elevando su moral.

Las contraindicaciones o limitaciones para realizar un tratamiento de hidroterapia son:

  1. Temor al agua por parte del paciente
  2. Lesiones en la piel
  3. Problemas de incontinencia de esfínteres
  4. El tiempo de la sesión es limitado, variando de 5 a 45 minutos dependiendo de la edad y estado del paciente

En conclusión la hidroterapia es una alternativa que podemos emplear en el programa de rehabilitación de un paciente como complemento a otros tratamientos, favoreciendo su recuperación funcional.

Puedes comunicarte con nosotros si quieres más información sobre las posibilidades de tratamiento de hidroterapia.