Recuperación de una cadera operada con la fisioterapia

La recuperación de una cadera con un tratamiento de fisioterapia puede conseguir que vuelva a tener la agilidad y libertad de movimientos que tenía antes de la intervención.

Cuando se somete a una operación de cadera suele ser debido a un problema de desgaste o de rotura de cadera. En el caso del desgaste los dolores que se localizan en toda la zona suelen ser bastante grandes y están unidos a problemas de disminución de movilidad. El objetivo de la intervención al poner la prótesis es tratar de que vuelva a recuperar su autonomía y buen estado de salud.

Para que la recuperación de la operación sea rápida es importante que siga los consejos de su fisioterapeuta para que no se haga daño y también para que quite el miedo a la prótesis.

El miedo a volver a caminar es muy normal entre las personas operadas de prótesis de cadera. Por un lado se sienten extrañas con la prótesis y, por otro, temen que se salga o se descoloque y esto les lleva a moverse con demasiada cautela e incluso miedo.

Pero para recuperarse de una operación de cadera hay que moverse y con los consejos y ayuda de la fisioterapia lo conseguirá.

  • La atención de su fisioterapeuta le permitirá descubrir los puntos de su casa que debe cambiar para tener un entorno seguro. Hay que evitar escaleras, alfombras, sillas sin reposabrazos, una cama demasiado baja, etc.
  • Desde los primeros días después de la operación hay que empezar a andar, primero con la ayuda de un andador y después hay que pasar a dos muletas, una y luego, si es necesario, un bastón.
  • Además la de marcha normal es muy importante hacer ejercicios y movilizaciones para ir recuperando la fuerza y elasticidad de la zona. Para lograrlo su terapeuta le indicará qué ejercicios debe realizar. En general, pueden ser ejercicios de levantar la pierna, girarlas, hacer rotaciones. Muchos de estos ejercicios se hacen con la ayuda del fisioterapeuta, mientras que otros hay que realizarlos de manera autónoma.
  • En el proceso de recuperación es muy importante la actitud con la que se encara la etapa. Hay que ser positivo, luchador y no rendirse ante las dificultades.