Atención a domicilio para la recuperación post-parto

Volver a sentirse bien después del parto es el objetivo de toda mujer. Durante el embarazo y en el momento del parto muchas partes de nuestro cuerpo se ven afectadas y cambiadas y tratar de recuperarse es un proceso largo y al que hay que prestar atención.

Las primeras semanas después del parto es cuando nos sentimos más cansadas y con las mayores molestias. Dependiendo de cómo se haya desarrollado el alumbramiento, parto natural, con aparatos o por cesárea, las atenciones y cuidados variarán.

Para que las sesiones se desarrollen con la máxima comodidad te proponemos que la cita sea en tu casa. Nuestro fisioterapeuta se traslada a tu domicilio con todo el material necesario para realizar la sesión.

De esta manera permanecerás tranquila en tu hogar y con tu bebé sin tener que plantearte acudir a un centro o una clínica, con las incomodidades que eso te puede suponer.

En Fisiohogar Alcorcón queremos ser tu fisioterapeuta de confianza y por eso tratamos de darte todas las facilidades posibles sin que ello suponga un coste adicional para ti.

Tratamiento a medida

Para que la recuperación del embarazo y del parto sea lo más rápida y mejor posible hay que desarrollar un plan personalizado que se centre en los problemas que tú tienes. En general estos suelen estar relacionados con la musculatura, el suelo pélvico, dolores de espalda y problemas de circulación.

En el tratamiento de fisioterapia se contemplan cada uno de estos problemas y en las sesiones se trabajan los distintos aspectos.

Muchos de estos ejercicios son fáciles de realizar y no hay ningún problema para realizarlos en tu casa. Pero es importante realizarlos y seguir las indicaciones de tu fisioterapeuta. Muchos de estos ejercicios no están destinado a recuperar tu figura, sino a que ciertos grupos de músculos recuperen su fuerza y posición que se ha visto alterada por el crecimiento del feto.